Estrategia de Negocios

Las deudas de la vivienda

El sector de la vivienda sigue sumando deudas, que no permiten dar pasos hacia adelante. No sólo por la quiebra en la que se encuentran los cuatro jugadores principales (Urbi, Homex, Sare y GEO —que por cierto avanzan hacia su recuperación—), sino por falta de estrategias a desarrollar.

Me refiero, específicamente, al cofinanciamiento que sigue siendo un punto clave, pero que no se ha desarrollado del todo, porque hasta ahora simplemente se ha quedado en stand by, pues una de sus grandes limitantes ha sido la falta de promoción para la adquisición de una vivienda.

Y aunque el Infonavit participa en un esquema llamado Cofinavit, en el que una parte de los recursos los presta el Infonavit y la otra un banco o sofol para poder comprar una vivienda en cualquier parte del país, la realidad es que representa 1% de los créditos que se otorgan.

Qué decir del bono verde que ese instituto decidió dejar en jaque por considerar que encarecía la vivienda y no tenía utilidad alguna. Pese a que, los avances en materia de ahorros en energía y agua se tienen que dar poco a poco.

O de los programas de comunidades completas, y no sólo vivienda aislada, en los que las vías de comunicación, centros comerciales y servicios básicos fueran parte de dichos complejos inmobiliarios, que también han quedado en la sala de espera.

Otro tema que ha quedado en stand by es Más Crédito, a pesar de que el Infonavit, en la era de Víctor Manuel Borrás, arrancó con los primeros financiamientos. El objetivo es que aquellas personas que ya solicitaron un crédito al organismo, puedan tener acceso a un segundo préstamo, si así lo desean. El gran “pero” es que este año no se le dio mucho más juego que la misma inercia.

La expectativa del Infonavit es que a través de esta nueva figura del segundo crédito se dé un paso para detonar la industria de la vivienda en los próximos 20 años,  ya que se podrían generar hasta un millón de créditos adicionales.

La visión de Fovissste es que sea la misma economía la que detone los créditos, siendo la banca uno de los atractivos más importantes en este sentido, claro, siempre y cuando la inflación no haga de las suyas con las tasas de interés tan elevadas.

En tanto, las constructoras esperan salir a flote este año y poder tener una mejor visión de la planeación de vivienda que se tiene, con fundamentos sólidos que les permitan volver a poner cimientos fuertes de mediano y largo plazos y no sólo a corto plazom, porque podría generarles un caminar más lento del esperado.

Seguiremos de cerca a esta industria que seguro dará mucho más de qué hablar, pues aunque las pequeñas y medianas empresas que traían proyectos locales para generar posicionamiento  dieron los pasos en sentido correcto, hoy comienzan a sentir los estragos de una economía lenta, que detiene ventas y por ende,  la cadena productiva no termina de responder.

About the author

Marielena Vega

Marielena Vega
@marielenavega
Periodista financiera, columnista en @eleconlmista, conductora en #IndiceEconómico ADN40, cofundadora de SDYAmor 889fm ACIR, directora y fundadora de revista ZAFO única revista de finanzas para niños, y directora editorial de la revista de derecho laboral patronal Evidenicas.

Leave a Comment

A %d blogueros les gusta esto: