Estrategia de Negocios

Renovables, sin reforma

Eliminar un beneficio fiscal inmediato en la inversión que realizan las empresas de energías renovables como se propone en la reforma fiscal traería una complicación para las empresas operadoras, las que ven un fuerte potencial en nuestro país, pero con pocos atractivos empresariales.

No obstante, es una realidad que esta medida sí traería un beneficio, aunque no precisamente para el usuario sino para la CFE, al mando de Francisco Rojas, la que registra pérdidas desde hace varios años, vía subsidios y beneficios especiales.

Puntos que podrían justificar esta medida, sin embargo, es una realidad que la competencia en el mundo de la energía se requiere, a fin de cuentas es lo que podría elevar la calidad y bajar la tarifa.

Por lo pronto, las energías renovables son una realidad en México al representar ya 25% de la energía que se consume y su potencial todavía puede fácilmente duplicarse, aunque no se espera que sustituya a los combustibles fósiles.

Es cierto que la energía vía hidroeléctricas, es decir, la que se produce con agua, es la que destaca en este sector de renovables seguida de la eólica, que va viento en popa, encabezada por Desarrollos Eólicos Mexicanos (Demex), que preside Fernando Ballester, para cerrar con la solar, donde firmas como Solartec, que dirige Gustavo Tomé, no bajan la guardia.

No es para menos si consideramos que la energía solar crece de forma exponencial, en los últimos tres años se sumaron tres megawatts y se espera que al cierre de este año se alcancen hasta los cinco megawatts instalados, los cuales permitirían dar energía, en promedio, a 50 mil hogares.

No hay que olvidar que la energía solar está siendo utilizada no precisamente en industrias, sino en el sector automotriz para los vehículos y la vivienda.

De ahí que el potencial es enorme, tanto por su ubicación como por el clima, siendo los mejores estados para el desarrollo de este tipo de energía los que tienen buena radiación solar y temperaturas no tan altas, como el centro del país.

Pero para comprobar que el apetito en México es enorme, sólo hay que ver números, nuestro país cuenta con el doble de potencial para el desarrollo de energía solar, o 60% más que uno vanguardista como lo son Alemania y España.

Aunque es una realidad que en México las condiciones para detonar este sector todavía dejan mucho que desear, mientras en Estados Unidos es subsidiado una parte del costo de la energía renovable, en México no se tienen reglas de cómo aplicarse.

Aunado a ello la tramitología es una barrera a la inversión, y es que sí es posible instalar un sistema por habitación, no lo es así, para la instalación de un parque general que le dé energía a todo un conjunto habitacional.

En fin, habrá que seguir de cerca este proceso y lo que se apruebe en las reformas fiscal y energética, porque es una realidad que las energías tradicionales son prioritarias a ordenar, pero no se debe olvidar que es fundamental dar lineamiento a las renovables, que se incorporaron a la gama.

About the author

Marielena Vega

Marielena Vega
@marielenavega
Periodista financiera, columnista en @eleconlmista, conductora en #IndiceEconómico ADN40, cofundadora de SDYAmor 889fm ACIR, directora y fundadora de revista ZAFO única revista de finanzas para niños, y directora editorial de la revista de derecho laboral patronal Evidenicas.

Leave a Comment

A %d blogueros les gusta esto: