Estrategia de Negocios

Salud, la próxima bomba financiera

El sistema de salud es la próxima bomba financiera que enfrentará el país, más allá de las pensiones. No sólo por la falta de una reestructuración interna del  IMSS, ISSSTE y Seguro Popular, sino por la falta de una reforma que permita cubrir las necesidades actuales.

El tiempo que se tiene para evitar que explote esa bomba, que se agrava considerando que el IMSS, al mando de José Antonio González sólo tiene dinero para sobrevivir este año; el ISSSTE, que dirige Sebastián Lerdo de Tejada, cuenta con finanzas para salir adelante diez años más y el Seguro Popular simplemente opera con números rojos.

El seguro popular aunque cuenta con un buen esquema operativo, el cálculo financiero de su nacimiento fue que operaría sólo con 10% de consultas gratuitas, no así de 90%, como hoy sucede, y que lo pone en disyuntiva económica.

Aunado a ello, la curva que representan los derechohabientes de la tercera edad que entran al sistema de pensiones simplemente comenzará a ascender a partir de 2015, tema que lo tiene considerado el sistema de salud pública, pero que hasta ahora no se le ha dado mucha importancia.

Segmento de la población que representa un gasto más alto para el sistema de salud pública, dado el tiempo más amplio de vida que tienen y las enfermedades crónicodegenerativas a las que se está enfrentando.

Aún hay más. Las instituciones no cuentan con una regulación acorde a las necesidades actuales y que les permita un respiro financiero.

Incluso, por primera vez en la historia, este año se hizo una compra generalizada de medicamentos, lo que representa un avance, pero de quedarse como un evento aislado, el beneficio se esfumará rápidamente.

Qué decir del servicio por demás ineficiente que hoy ofrecen las instituciones, y el costo tan alto por ser atendido en una de las instituciones de seguridad pública que un hospital privado, incluso la disparidad de costos entre los mismos hospitales del seguro social puede dispararse tanto como se quiera hoy día.

Ni qué hablar de los esquemas tan cerrados que se tienen para que puedan ser atendidos los derechohabientes, quienes de entrada son catalogados en dos rangos.

O de las reglas existentes que buscan mejorar las condiciones del sistema de salud pública y que simplemente se han quedado en el olvido, tal es el caso de las ISES.

En fin, ¿hay solución? Sí, y la puesta más grande que se tiene es la propia secretaria de Salud, Mercedes Juan, cuya propuesta de reforma que presentó al presidente de México, Enrique Peña Nieto, es por demás interesante y ataca los problemas de fondo y no sólo de forma.

La propuesta de medicamento es interesante, no sólo de la secretaria, sino de los analistas más experimentados del sector, es dolorosa pero necesaria para combatir dicho padecimiento que se viene arrastrando de años anteriores y que de no combatirse enfrentaremos un serio problema. Pero de ello le comenzamos a platicar mañana.

About the author

Marielena Vega

Marielena Vega
@marielenavega
Periodista financiera, columnista en @eleconlmista, conductora en #IndiceEconómico ADN40, cofundadora de SDYAmor 889fm ACIR, directora y fundadora de revista ZAFO única revista de finanzas para niños, y directora editorial de la revista de derecho laboral patronal Evidenicas.

Leave a Comment

A %d blogueros les gusta esto: